El teletrabajo - Formación2.0

El Teletrabajo una formula rentable en el escenario laboral

Comparta este post

El teletrabajo es una tendencia creciente a nivel mundial, ya que en él se sintetizan diversos aspectos de la realidad actual, como lo son: la globalización, el avance de la tecnología y la híper conectividad, la necesidad por parte de los trabajadores de equilibrar la vida laboral con la personal, la permanente búsqueda por parte de las empresas de mayor productividad con menores costos, al igual que las sociedades buscan ser más cuidadosas con el ambiente y evitar las emisiones y la contaminación.

Es por ello que esos requerimientos dan origen al teletrabajo como una nueva forma de innovación organizacional.

En tal sentido, la filosofía del teletrabajo es un cambio radical, donde ya no es la persona que va al trabajo, sino es el trabajo que va a la persona, sin importar dónde este. Este cambio de paradigma da origen al teletrabajo.

Para que el teletrabajo sea un éxito en las organizaciones deben existir normativas para cada uno de los actores involucrados. Estas normativas son:

  • Para la empresa:Los teletrabajadores inicialmente deben ser personas que conozcan bien a su empresa y sean conocidas por la organización. El proceso de implementación es gradual. Los teletrabajadores no trabajan exclusivamente en forma remota.
  • Para el empleado:Debe controlar la cantidad de dedicación al trabajo cuando teletrabaja (dificultad de cortar la actividad). Debe ser consciente de que su posición dentro de la organización no varía sino que, eventualmente, se potencia. Debe aprender a ser autosuficiente en aspectos de infraestructura, y hallar el lugar adecuado donde desenvolverse.
  • Para el supervisor:Debe mantener un vínculo fluido con los teleempleados a su cargo, estableciendo los momentos de encuentros presenciales individuales y grupales, de forma de mantener la motivación y el sentido de identificación en el equipo. Debe distribuir las tareas marcando objetivos concretos de corto plazo, medibles y estimular en función de esas premisas.

El teletrabajo aporta claros beneficios tanto para el empleado, como para la organización y se convierte de este modo, en una fórmula madura y rentable de afrontar las necesidades del escenario laboral actual y futuro. En la sociedad del conocimiento actual, se ofrece como una respuesta proporcionada aparte de los actuales desafíos.

Asimismo, el teletrabajo constituye un paso inicial hacia la introducción de políticas de Conciliación y Trabajo Flexible (nuevas formas de trabajo), en las Organizaciones en las que se practica.

Te invitamos a conocer más sobre este tema en nuestro programa online de Teletrabajor 2.0.